Optimizador - Blog de Relatos y Reflexiones sobre la Vida
Bazar de deseos que aún no han sido anhelados por nadie.
0 Items

Soy eyaculador precoz. Pero precoz, precoz. Es ver un tirante caído y ¡Bum!

La verdad es que lo llevo bastante bien, incluso estoy orgulloso. En la actualidad, en la que el tiempo es uno de los bienes más preciados y prácticamente nadie tiene un segundo de sobra, yo soy rey del amor optimizado. Cuando menos te lo esperas, ha terminado la fantasía. ¿Qué más se puede pedir?

Atrás quedaron las parejas que se dan mimitos y besitos durante horas. El amor debe adaptarse al ritmo del siglo XXI, a riesgo de pecar de ser un pionero. Es por ello que soy un asiduo a las primeras y únicas citas. Con un café en compañía soy feliz, tengo todo lo que necesito esporádicamente. No soporto las ataduras, soy un alma libre.

Pero los optimizadores como yo, luchamos contra el antiguo estigma de ser unos perturbados, tristemente. Es por ello que siempre voy con la verdad por delante al presentarme: “-Hola, soy OA, trabajo en un súper y soy eyaculador precoz.”. Os sorprendería la cantidad de personas que se interesan por uno tras decirlo.

¿Para qué desperdiciar la vida fomentando relaciones para culminar? Somos la revolución.

Reflexionadlo detenidamente y luego hablamos.